Bolland podría pasar a manos de Pérez Companc

Para diversificar su negocio

Con el objetivo de incrementar sus operaciones en los mercados de electricidad, hidrocarburos y telecomunicaciones, la familia Perez Companc negocia la compra de la empresa de servicios petroleros.

CAPITAL FEDERAL – Bolland y Cía, compite en el mercado desde 1937, posee casi 1.000 empleados y además de Argentina, tiene presencia en Brasil y Bolivia y exporta sus productos y servicios a más de 100 países.

Fuentes del mercado confirmaron las negociaciones entre esta empresa y el holding que actualmente comanda Luis Perez Companc. El objetivo es sumar Bollard a la estructura de Pecom Servicios de Energía, con la cual el grupo viene llevando a cabo un trabajo constante para acelerar su expansión en negocios vinculados con el petróleo, el gas, la electricidad y también con las telecomunicaciones.

La firma opera de manera independiente al corazón del negocio del conglomerado fundado por Gregorio Perez Companc como es el de la alimentación, pero con la cual busca volver a ser un actor de referencia en el sector de la energía y los hidrocarburos.

En la actualidad, Molinos Río de la Plata, Molinos Agro y Goyaike le aportan la mayor parte de la facturación anual que oscila en los 3.200 millones de dólares. Sin embargo, la necesidad de diversificar su apuesta hacia la actividad petrolera y la de telecomunicaciones se vincula con la volatilidad que atraviesa el core business del grupo, afectado por la crisis económica, la recesión y la fuerte caída del consumo y también por los vaivenes que atraviesa el campo.

En este marco se inscribe la operación para sumar Bolland a los activos que en los últimos tres años fue sumando Pecom, desde que en el 2015 recompró los activos de SADE que en el 2002 le había vendido a la polémica constructora sueca Skanska. Se trató del primer paso para regresar al negocio petrolero que le genera alrededor de 300 millones de dólares anuales de facturación y que le da trabajo a 4.000 de los 10.000 empleados que el holding posee en la actualidad.

De hecho, ya destinó u$s80 millones a la expansión de Pecom, empresa que en los años 90 se convirtió en el segundo productor de petróleo del país, con una participación del 12,2% de la producción total. Parte de esos fondos ya fueron usado en la compra de Tel3, por la que pagó $900 millones y le permitió desembarcar en el sector telco con esta firma vinculada a la ingeniería, construcción y servicios dedicada a obras en el campo de la energía y las telecomunicaciones.

Ahora, el grupo se prepara para el paso siguiente en esta estrategia comercial que se orienta a diversificar su oferta de servicios en los tres segmentos de negocios en los que opera Pecom.

En ese foco se enmarca la posible adquisición de Bolland, que desarrolla, fabrica y ofrece productos y equipamiento con tecnología propia y brinda soluciones integrales a la industria del petróleo, gas, petroquímica y refinación.

En la empresa prefirieron no hacer declaraciones y se remitieron a confirmar el proceso de expansión iniciado con la compra de los ex activos de SADE en el 2015.

 

Fuente: IProfesional